El e-commerce se gana la confianza de las marcas de lujo

Home / América / El e-commerce se gana la confianza de las marcas de lujo

Marcas y clientes se han andado con recelo tratándose del e-commerce o lo que se conoce también como comercio electrónico. No hace muchos meses atrás, algunos especialistas en la materia daban recomendaciones a los marketeros para seducir a sus clientes con la promesa de facilitar sus vidas y hacer sus compras más sencillas mediante las plataformas online.

La credibilidad, la confianza, la seguridad y el aporte de ciertos beneficios económicos (como precios que superan los que podemos conseguir en las tiendas físicas) han sido algunas de las estrategias implementadas en una tendencia comercial que cada día gana más adeptos, especialmente entre los consumidores jóvenes.

Gucci e Yves Saint Laurent han visto incrementadas sus ventas.
Gucci e Yves Saint Laurent han visto incrementadas sus ventas.

Poco a poco, marcas de gran renombre, y especialmente aquellas que ofrecen artículos de lujo, han tenido que dejarse seducir por el e-commerce para sobrevivir a una oleada de firmas emergentes que, sin miedo a los riesgos, están captando un buen sector del público consumidor, apostando especialmente a los millennials.

Tenemos, pues, que firmas del prestigio y la trayectoria de Yves Saint Laurent y Gucci, dos casas de moda europeas de gran tradición, han apostado por catálogos online y los resultados han sido verdaderamente satisfactorios.

Ambas casas de moda han aprovechado las redes sociales incluso para lanzar productivos exclusivos en ellas.
Ambas casas de moda han aprovechado las redes sociales incluso para lanzar productivos exclusivos en ellas.

No hace mucho, YSL y Gucci arrojaban algunas cifras de la actividad comercial que registraron durante el segundo trimestre de este año 2016 y, para su alegría, las ventas se habían catapultado en un 50%, todo gracias a la posibilidad de que sus clientes pudieran adquirir sus artículos y accesorios mediante tiendas online.

Pero no solo la firma parisina e italiana pueden hablar de los beneficios obtenidos en el transcurso de este año: también marcas como Balenciaga y Stella McCartney arrojaron más de un 10% de ganancias adicionales, todas ellas impulsadas por una buena gestión mediante el comercio online.

Las firmas de lujo también están apostando por la creación de campañas en las que recurren a los canales digitales, valiéndose de redes sociales como Snapchat o Instagram, para de ese modo, dar más visibilidad a sus productos e incluso lanzar colecciones exclusivas que solo se pueden adquirir mediante estas plataformas.

Por Nicolás Veracierta

Relacionados